domingo, 16 de octubre de 2016

RUMBO A LA INDIA - NOVEDAD DMZ GAMES



Aquí os traigo esta reseña de Rumbo a la India, este bonito y pequeño juego de DMZ Games, que con tanta amabilidad me han hecho llegar junto a otros dos títulos (El Tesoro de Isla Tortuga y El Séptimo Héroe) de los cuales hablaré en breve (tengo overbooking)

La opinión como siempre al final, si quieres ir directamente, haz click aquí

Ficha técnica
Jugadores: 3 - 4
Tiempo: 60 minutos
Edad: +12
Mecánica: Exploración / Gestión de trabajadores
Analís / Paralís: Medio
Precio: 15€ aprox
Editorial: DMZ Games
https://www.facebook.com/DMZ-Games-311583325715736/
Autor: Hisashi Hayashi
Dibujos: Juhani Jokinen
Banu Andaru
Ficha BGG: https://boardgamegeek.com/boardgame/141736/sail-india

¿De qué va esto? (Resumen rápido)

Estamos ante un sesudo juego de cartas que bien podría haber sido editado en tablero y que los señores de DMZ nos han traído desde el extranjero. Editados originalmente por AEG, salió a la venta el 15/09. DMZ me lo ha hecho llegar para que lo probara y puedo decir que me ha sorprendido muy gratamente.

Representamos a comerciantes Portugueses que quieren abrir nuevas rutas a la India descubriendo nuevas tierras, comerciando con materias primas y adquiriendo propiedades y tecnología que nos darán habilidades especiales.

Se trata de un juego de exploración ya que iremos descubriendo cartas según avanza la partida, y también de gestión de trabajadores donde dependerá muy mucho cómo gestionemos nuestros "cubitos" para obtener el mayor beneficio / puntos de victoria (PV). Pero claro, como siempre habrá que medir muy bien cómo gastamos la riqueza pues necesitaremos adquirir propiedades y materiales que nos darán PV y más dinerito con el que seguir progresando en el juego.

Todo un euro de gestión de trabajadores muy bien pensado en formato de bolsillo a un precio más que adecuado y con reglas bien sencillas

Caja y componentes

No me lo creo, una caja apropiada al juego, ni más ni menos, FELICIDADES!!


Poco material se adivina al abrirla, pero es que eso es lo bueno, con apenas 28 tarjetas, de un tamaño grande, mayor que una carta, de una calidad excelente y un arte precioso y 52 cubitos tenemos un juegazo.


Colocación inicial

Súper fácil y rápido. Aparentemente no parece que ocupe mucho espacio pero las 12 cartas en la mesa ocupan sus 90cm. Claro, que siempre podemos hacer un par de filas. El espacio no parece ser un problema.



Se entregan 3 tarjetas a cada jugador (Carta de Historiador, Dominio y Referencia), luego se ponen 12 cartas en el centro de la mesa, dejando las 3 primeras boca arriba y el resto boca abajo. Se añade la tarjeta inicial de Lisboa a la izquierda 

Se coloca un cubito / trabajador en la tarjeta inicial (Lisboa), otro en el cuadro 1 de la velocidad de barcos y 3 en el cuadrado de tecnología de la carta de Dominio y a jugar.


En la foto se ve un cubito en la carta de Historiador (la de los puntos de victoria VP), pero es un error. No debería haber ningún cubito allí.

Por último cada jugador coloca otro cubito en el track de monedas de la carta de Dominio según las reglas (2 para el primero y segundo jugador, 3 para el 3º y 4 para el 4º)

Mecánica

Cada turno de cada jugador se basa en realizar dos acciones, pudiendo repetirla excepto la de descubrir una nueva región costera, de las siguientes:

Contratar un trabajador

Paga 1 punto de riqueza para obtener un cubito que luego utilizarás como un barco o para adquirir mercancías o para construir un edificio.

Mover los barcos

Los barcos son cubitos que se colocan en la parte inferior de las cartas centrales (zonas costeras)
Podrás moverlos hacia la derecha o izquierda tantos espacios como velocidad poseas, que viene indicada en la tarjeta de Dominio.




Si llegas a una tarjeta boca abajo tu movimiento acaba y puedes revelar la tarjeta y ganar 1PV. Si es la última ganas 2PV y desencadenas el final de la partida.

Cualquier barco que esté en una zona costera y tenga encima una materia prima, puede ser movido allí. Una vez colocado, ese espacio es tuyo, nadie puede entrar en él.



Vender mercancías

Puedes devolver los cubitos situados en casillas de mercancías a la casilla inicial de Lisboa. De esta forma se gana riqueza y puntos de victoria dependiendo del número DIFERENTE de materias que vendas. Además te permite recuperar los cubitos para lanzarlos de nuevo como barcos.

Construir un edificio

Pagando 2 puntos de riqueza puedes poner un cubito en un edificio que haya en una zona costera. Los edificios te permiten ganar PV y además, dependiendo del tipo de edificio, poner barcos directamente en esa tarjeta, ahorrándote las tarjetas que hubiera hasta ella, o bien conseguir mercancías extra.



Adquirir tecnología

Todos los jugadores tienen una carta de tecnología con diferentes casillas en las que se explica qué hace cada tecnología. Paga el coste indicado y disfruta de sus beneficios. Pero cuidado, solo puedes usar 3 cubitos / científicos.



Incrementar la velocidad de los barcos

Pagando riqueza podrás llegar más lejos con tus barcos.





Fin del juego

El juego acaba cuando alguien revela la última tarjeta de zona costera que permanece boca abajo.

Después se puntúa según una tabla de puntuación que tiene en cuenta los puntos de las cartas y tecnologías y se declara el ganador.


Curva de aprendizaje

No es un juego fácil. Requiere de algunas partidas para cogerle los secretos, sobre todo la gestión de los cubitos y las tecnologías.


Precio

Pues muy bien de precio. Por 15€ o menos tienes un juegazo que puedes llevar a cualquier sitio.


Variaciones y ampliaciones

Que yo sepa no hay nada aún, pero es muy muy fácil ampliar este juego, hacerlo más temático, meterle piratas, no sé... seguro que los autores ya le están dando al coco y si no pues te lo fabricas tú. Las posibilidades son muchas. Habrá que estar atento...


Opinión

Me ha sorprendido muchísimo que con tan poco material se pueda crear un juego tan profundo como este. Las mecánicas son bastante simples, pero el juego es complejo. Tampoco es que haya muchas acciones que hacer, pero la gestión de los cubitos / trabajadores no es sencilla.

Me recuerda a varios juegos, sobre todo al Puerto Rico por el tema de las tecnologías. Al fin y al cabo es un juego de gestión de recursos y el Puerto Rico es uno de mis grandes favoritos.

Desde luego no es un juego para no iniciados, más bien lo contrario. Un euro con todas las letras, eso sí, de bolsillo. Tiene un precio muy económico para lo que puede dar de sí.

Por ponerle una pega es el número de jugadores, que queda limitado a 3 ó 4. Yo lo he probado a 2 jugadores y, aunque no pude acabar la partida por causas de fuerza mayor, funcionaba bien, aunque supongo que hay demasiadas casillas disponibles, no sé, yo creo que se puede jugar, pero no puedo asegurarlo.

Otra cosa que tiene a reseñar es que no es un juego competitivo. Pocas cosas puedes hacer en contra de otro jugador, salvo tapar una casilla de materia prima / edificio que él quisiera, pero sinceramente, en este juego vas a tu rollo y dependerá de tu estrategia para obtener la victoria. Quizá las tecnologías puedan marcar la diferencia, es importante escogerlas bien pero no tardar demasiado o te la quitarán.

Si te gustan los eurogames, este juego te gustará, pero eso sí, prepárate a pensar un poco, el juego da mucho de sí.

Salu2
Mario


3 comentarios:

  1. Queda un poco mal que hayan traducido "printing press" como "prensa impresa" cuando se refiere a la invención de la imprenta de Gutemberg... por lo demás el juego tiene buena pinta.

    ResponderEliminar
  2. Buenísima la reseña, pero tengo una duda que veo: al inicio del juego, en el setup, indica que un cubito va al track de historiador VP, y la foto parece que en el valor 3. Es así? En el reglamento no aparece

    ResponderEliminar
  3. Gracias por leerme!!
    Pues se trata de un error en mi foto. No se pone ningún cubito en el contador de VP
    Sorry!

    Salu2
    Mario

    ResponderEliminar