domingo, 22 de abril de 2012

ALHAMBRA - 20/04/2012


Esta semana decidimos hacer una votación por Google para ver a qué jugábamos y finalmente, tras varias discusiones (Nino está emperrado en jugar al munchkin) a pesar de la votación, decidimos desempolvar el Alhambra. La familia López tiene este juego y la ampliación de 4 juegos, que no recuerdo cómo se llama, pero que incluye las murallas, unos personajes, los diamantes y los campamentos. Las ampliaciones le añaden un punto muy bueno al juego que personalmente agradezco. Ya de por sí el juego base es muy bueno pero con las ampliaciones mejora bastante.


Como no queríamos complicarnos mucho la vida recordando reglas, quitamos los personajes y las murallas pues no recordábamos cómo jugar, así que solo usamos los diamantes y los campamentos. En esta ocasión estábamos los habituales, Ana, Antonio, Nino, Ramón y yo. La partida comenzó alrededor de las 22:00 con buen ritmo.



Ramón no paraba de pillar fichas con pago exacto y era un candidato claro a ganar. Yo por el contrario no pillaba nada exacto, me tocó el último y se notaba. A Nino también le pasaba lo mismo, sólo nos dejaban los restos, la verdad. Y llegó el primer recuento...


Ana tenía un montón de fichas moradas y enseguida pilló la cabeza. Nino y yo, nos manteníamos a prudente distancia gracias a las murallas, pero lo veíamos muy negro, la verdad. Ramón seguía pillando exactos y la cosa se iba igualando. La verdad es que mi Alhambra era un desastre, no crecía y estaba muy atascado. Tuve que dejar algunas fichas en la reserva y recolocarlas varias veces. Antonio, en la sombra iba a lo suyo y estaba haciendo una gran muralla también y cogiendo fichas blancas, verdes y marrones (del medio de la puntuación) lo que no auguraban un gran futuro. De hecho, no tenía ni una morada. Y así llegó el segundo recuento...


Como "se puede apreciar" estábamos todos bastante igualados, y seguimos jugando ya con la presión de las pocas fichas que faltaban. Ramón ya no pillaba exactos, Nino y yo seguíamos atascados, aunque Nino pilló un par de moradas. Antonio a lo suyo y Ana no veía clara su muralla. Y llegó el final del juego...


SORPRESA!!! Antonio nos ganó a todos sin apenas tener fichas moradas. La verdad es que creemos firmemente que hizo trampas al contar, pero no podemos demostrarlo, así que... felicidades por la victoria. En segunda posición quedó Ana, luego Ramón, Nino y por último yo. ¡Qué desastre! Lo pasamos muy bien, como siempre que jugamos a este juego.

Es un muy buen juego para no jugones o para iniciar al personal. Tiene algo de tensión, poco puteo y un pelín de estrategia. Eso sí, es fundamental que los jugadores no se eternicen pensando, ya que con 5 jugadores como jugamos, se ralentiza mucho. A mí me parece que el número perfecto es 3 jugadores. En nuestro círculo de jugones gusta a todos, aunque Nino protesta un poco... pero tranquilo que la semana siguiente jugaremos al Munchkin, haya paz!

Es un juego muy similar al similar al Aventureros al Tren. Tienen en común la mecánica de coger cartas o hacer acciones, que es en lo que se basa todo el juego. Personalmente me gusta más el Aventureros al Tren, al que espero podamos jugar dentro de poco. Todo depende de las votaciones ;-)

Panorámica del tablero y del maravilloso mantel "perfecto" para jugar
Y tras esta memorable partida, Ana se fue a dormir (para variar) y volvimos a nuestro querido MUS. Terminamos la anterior partida ganando Antonio y yo con resultado final de 3 vacas a 2 frente a Nino y Ramón.

Tras esta espectacular remontada, cambiamos las parejas y me tocó con Nino. Perdimos por 3 - 1, esa vaca y ahí lo dejamos para otro día.

2 comentarios:

  1. Mario eres un mariquita, gané simplemente porque quedé primero en los tres colores centrales, mientras vosotros os pegasteis por los morados, descuidando y empatando mucho los otros colores (un tema muy importante y básico que no has comentado de la estrategia de este juego) . No os preocupasteis de lo que yo hacía, pensabais que perdería seguro. Así que exijo que te retractes de tus falsedades y todo porque eres un manta al mus y no te paso señas ja, ja, ja

    ResponderEliminar
  2. Oye, oye, que te he felicitado por la victoria. No me retracto de nada, yo sólo reflejo la realidad y el sentimiento general.

    Agradezco tu comentario y el apunte sobre la estrategia del juego, muy bueno ;-)

    Y no soy tan manta creo yo pues gané al mus estando tú de pareja, dormido y sin cartas. He dicho. Ya te ganaré la revancha el viernes, vete entrenando.

    ResponderEliminar